lunes, 11 de febrero de 2019

Focaccia de cebolla y queso azul. Reto el pan perfecto

Llevo muchos meses queriendo participar en el reto el pan perfecto que organiza mi amiga Marga del blog Azafranes y Canelas, pero un mes por una cosa y otro por otra y nunca participo, y este mes he dicho "de este no pasa".

Cada mes Marga nos propone un pan para hacer, este mes la propuesta ha sido un pan en panificadora y en el caso de los que no tenemos panificadora, podíamos hacer un pan que haya sido elegido otro mes, yo no lo dude, hacía mucho que tenía ganas de probar la focaccia.

Para la base de la focaccia he utilizado la receta de Miss Pimienta y tengo que decir que ha quedado espectacular, pincha aquí para ver la receta original de mi amiga Elena.


Con estas cantidades salen dos focaccias, yo prepare otra solo con cebolla para hugo, que no le gusta el queso azul.

Vamos a por la receta que he preparado.

Ingredientes:

400g de harina de fuerza.
200 ml de agua.
40 ml de aceite de oliva.
4 c/s de aceite de oliva para pintar.
12 g de levadura fresca.
10 g de sal.
5 g de azúcar.
40 g de queso azul.
1 cebolla fresca.
1 c/c de sal de ajo.


Diluimos la levadura en agua tibia y reservamos.

En un bol amplio colocamos la harina tamizada, la sal, el azúcar, el aceite de oliva y la mezcla de agua y levadura.


Comenzamos mezclando poco a poco con un tenedor y acabamos amasando con las manos, formamos una bola y dejamos reposar durante una hora aproximadamente, hasta que doble su tamaño.




Desgasificar la masa y estiramos con los dedos hasta obtener un grosor de 1 o 1,5 cm. Pintamos con aceite de oliva, tapamos con un film y dejamos reposar durante 20 minutos.


Hacemos ellos con los dedos en la masa y colocamos en los agujeritos y sobre ella el queso desmigado y la cebolla cortada a trozos pequeñitos.



Mezclamos dos cucharadas de aceite de oliva con la sal de ajo y vertemos la mezcla sobre la masa, dejamos reposar 10 minutos.
Precalentamos el horno a 200 grados calor arriba y abajo y horneamos durante 20 o 25 minutos.




Dejamos enfriar sobre una rejilla y ya está lista para devorar.

1 comentario:

Mil gracias por comentar! Me hace mucha ilusión leerlos e intento contestar, aunque os pido disculpas, pues ultimamente por falta de tiempo casi no puedo hacerlo, pero leerlos los leo siempre!