martes, 16 de abril de 2019

Recopilatorio Abril Reto Haz lo que te salga de la olla (lenta). Legumbres

Como cada mes, os traigo el recopilatorio del Reto Haz lo que te salga de la olla (lenta).

Este mes ha tocado cocinar legumbres en nuestras ollitas y mirad que recetas tan ricas hemos preparado.




Kety, del blog Croketypot, ha preparado unos Garbanzos con albóndigas.




Maite, del blog Antojo en tu cocina, ha preparado unas Alubias negras guisadas con verduras




María, del blog In my little kitchen, ha preprado un Potaje de vigilia








María Jesús, del Blog Asómate a mi cocina, ha preparado unas Judías pintas con hortalizas








Belén, del blog El toque de Belén, ha preparado unas Lentejas veganas




Elena, del blog Miss Pimienta, ha preparado unas Alubias de Tolosa




Y yo he preparado unas Lentejas con chorizo y panceta



Muchas gracias a todas por participar







lunes, 15 de abril de 2019

Lentejas rojas con chorizo y panceta en olla lenta. Reto Haz lo que te salga de la olla (lenta)

Hoy os traigo unas lentejas en olla lenta, es mi aportación de este mes para el reto Haz lo que te salga de la olla (lenta).

Este mes, como han habido días de frío y la olla lenta es ideal para cocinar legumbres...fue la propuesta elegida, legumbres.

Mi primera idea fue hacer un ''puchero andaluz'' pero como tenía ''atravesadas'' las lentejas en la olla...me dije a mi misma que tenía que conseguir una receta ideal con ellas y el puchero dejarlo para más adelante.

Como os decía, no había conseguido aún que me quedasen perfectas, siempre les faltaba cocción, me quedaban muy duras, no sé si por el tipo de lentejas que usaba, por el tiempo o porque mi olla es menos cañera, pero no había forma, y por fin he dado con la receta ideal y con un buen punto de cocción.


A Hugo le encantaron, sobretodo porque disfrutó ayudándome a hacerlas, poniendo el los ingredientes en la olla mágica (como él le llama).

Vamos a por la receta.

Ingredientes:

375 gr. de Lentejas rojas
200 gr. de Panceta
1 Chorizo
1 Trozo de jamón (150 gr. aprox)
1 Pimiento verde
1 Cebolla fresca
2 Zanahorias
1 c/s de Tomate rallado
1 c/p de Pimentón dulce
1 Hoja de Laurel
Aceite de oliva
Sal
Agua

Ponemos en remojo las lentejas durante 8 horas, las escurrimos y las colocamos en la olla.

Cortamos el chorizo en rodajas, la panceta y el jamón en taquitos y los marcamos ligeramente sazonados en una sartén, los añadimos sobre las lentejas.

Pelamos la zanahoria y la ponemos en rodajas gruesas también en la olla junto con la hoja de laurel.


En la misma sartén rehogamos un poco  la cebolla y el pimiento bien picaditos y los trituramos con un poco de agua, el tomate rallado, un poco de sal y el pimentón dulce.


Añadimos la mezcla anterior a la olla y cubrimos de agua.


Programamos 12 horas en baja y luego 2 horas en alta. Quedan brutales de sabor, enteras y tiernas.

Como ya sabéis cada olla es un mundo, la mía es la Aicok y como os he dicho no es nada cañera, así que necesita bastante tiempo, pero no os asustéis que el gasto energético es mínimo.


jueves, 11 de abril de 2019

Raya en pimentón

En casa nos encanta el pescado de todo tipo y cocinado de todas las formas posibles, pero si tuviese que elegir uno...me quedo con la raya, nos gusta a rabiar, ya se frita, al horno, guisada...pero en pimentón nos vuelve locos a Hugo y a mí.

Es una receta sencilla de elaborar y muy típica de la costa onubense, en la que predomina el pimentón y el comino. Como cada receta hay muchas variantes, yo hoy os dejo la receta de como la preparo yo en casa, si os gusta el pescado...tenéis que probarla sí o sí.


La raya es un pescado complicado de limpiar, puesto que en el lomo superior tiene unos ''pinchos'' que son peligrosos, os recomiendo que pidáis en la pescadería que os la den cortada en trozos grandes y con el hígado a parte, que no lo tiren, pues es uno de los ingredientes principales para que la salsa espese y le de sabor a la receta.

A la hora de comerla es muy agradable, puesto que las espinas que tiene son cartilaginosas entre el lomo superior y el inferior, y se quitan muy fácilmente.

Vamos a por la receta.

Ingredientes:

1 Raya de 1 kilo
El hígado de la raya
2 Rebanadas de pan del día anterior
1/2  Vaso de vinagre de vino blanco
1/2 Vaso de cerveza o vino blanco
1 Vaso de agua del escaldado de la raya
4 Hojas de laurel
5 Dientes de ajo
1/2 c/p de Comino en polvo
1/2 c/p de Comino en grano
1 c/s de Pimentón dulce
1/2 Guindilla cayena (opcional)
4 c/s de Aceite de oliva
Sal


Escaldamos la raya cortada en trozos grandes 3 minutos en agua hirviendo con 2 hojas de laurel y sal. Este paso hará que podamos pelar la raya con facilidad. Reservamos 1 vaso del agua con la que hemos escaldado la raya.


Una vez escaldada le retiramos la piel oscura (la de la parte de arriba), veréis que se pela sola. Y la reservamos.


En una olla grande o cazuela de barro, ponemos el aceite y doramos ligeramente los dientes de ajo, la guindilla, el hígado y el pan troceado.


Retiramos del fuego e inmediatamente añadimos el pimentón, el comino molido y el comino en grano. Pasamos a un mortero y lo majamos bien.


Ponemos el majado de nuevo en la cazuela y añadimos 2 hojas de laurel, el vinagre junto con la cerveza o vino, mezclamos y llevamos al fuego hasta que dé el primer hervor, momento en el que añadiremos el agua que teníamos reservada.

Mezclamos, bajamos el fuego e incorporamos la raya. 


Cocinamos a fuego lento durante veinte minutos y dejamos reposar tapado al menos 3 horas.

Esta receta está aún más rica de un día para otro, puesto que se intensifican los sabores.

Preparad mucho pan para la salsa y acompañadlas de unas patatas fritas, que son su guarnición ideal.

martes, 9 de abril de 2019

Alcachofas a la romana. Reto Cocinarte.

Este mes, María del blog In my little kitchen, para su Reto Cocinarte, nos propuso hacer una receta sobre el Panteón de Roma, en mi caso me he ido a buscar una receta romana, ya sé que me he ido unos cuantos años de la época del Panteón, pero es que en cuanto vinieron a mi mente estas alcachofas...ya no hubo marcha atrás.


Me iban genial para un guarnición y las he preparado en la olla lenta, han quedado de lujo y es una receta sencilla y deliciosa.

Vamos a por la receta

Ingredientes:

4 Alcachofas
4 Dientes de ajo
2 c/p de Perejil fresco picado
2 c/p de Hierbabuena fresca picada
100 ml. de Aceite de oliva
50 ml. de Agua
El zumo de 1 limón
Sal
Pimienta

Para limpiar las alcachofas:

El zumo de 1 limón
Agua

En un recipiente grande ponemos agua y el zumo de limón. Limpiamos las alcachofas de las hojas exteriores, cortamos las puntas y torneamos los tallos, los sumergimos en la mezcla para que no ennegrezcan y reservamos allí mientras vamos preparando el aliño.



En un mortero, majamos un poco los dientes de ajo picado, el perejil, la hierbabuena, la sal y la pimienta. Añadimos el aceite de oliva, el agua y el zumo de limón, mezclamos bien.



 Colocamos las alachofa en la olla lenta y regamos con la mezcla. Programamos 3,5 horas en alta.



Ya tenemos lista una deliciosa guarnición, que podemos tomar tanto en frío como en caliente, también son ideales como primer plato o apertivo.

jueves, 4 de abril de 2019

Repápagos

Hoy os traigo un receta muy especial para mí, son los repápagos, una especie de buñuelos muy sencillos de preparar que están deliciosos y que me enseñó mi abuela Juana.

Hoy hace un mes que nos dejó, y sé que desde donde esté nos está cuidando y seguro que lee esta entrada desde allí, pues aprendió a leer poco antes de marcharse a sus 93 años.

Desde pequeña la he visto siempre trajinando en la cocina, ella decía que no le gustaba cocinar pero se le daba de maravilla.

Recuerdo cuando era pequeña (y no tan pequeña) y para fiestas se pasaba días cocinando para todos, recuerdo a mi primo y a mi ''robándole'' patatas fritas (nadie las hace igual) y ella haciendo ver que no se enteraba.

Recuerdo ir con ella a comprar al mercado y disfrutar viendo como le arreglaban la carne y el pescado, en todos los puestos saludaban a la Señora Juana con cariño, por eso hoy quiero enseñaros esta receta de ella.


Ingredientes:

6 Huevos
7 c/s de Pan rallado
1 c/c de Sal
2 Ajos tiernos gorditos o 5 de los finos
1 Cebolla fresca
Cilantro fresco
Aceite de girasol para freir

Cortamos en daditos muy pequeños la cebolla y los ajos tiernos.

Picamos muy bien las hojas de cilantro.

Batimos los huevos, sazonamos y añadimos el pan rallado,  la cebolla, los ajos tiernos y el cilantro.

Mezclamos y dejamos reposar mínimo quince minutos.


Ponemos el aceite al fuego y cuando esté caliente vamos cogiendo porciones pequeñas con una cuchara y vamos friendo.

Para que la masa no se quede pegada a la cuchara, lo ideal es mojarla antes en aceite.

Veréis que según se vayan haciendo se van dando la vuelta solos, aunque hay algún perezoso siempre en la sartén al que hay que ayudarle un poco.

Dejamos escurrir el exceso de aceite en papel absorbente y servimos.

Son súper esponjosos y sabrosos. 

Gracias yaya por todo lo que me has enseñado





lunes, 1 de abril de 2019

Ceviche de dorada con brócoli encurtido y maiz deshidratado. Reto Alfabeto Salado

Hoy os traigo la receta del Reto Alfabeto Salado que organiza mi amiga Elena del blog Miss Pimienta, cada mes se sortean dos personas y dos letras, y éstas personas eligen un ingrediente con esas letras, pincha aquí si quieres apuntarte al reto o saber algo más.


Este mes los ingredientes elegidos han sido Dorada y Brócoli, en cuanto los supe me vino a la cabeza un ceviche de dorada con el brócoli encurtido y como tenía muchas ganas de ''cocinar'' algo en el lavavajillas...dije ''esta es la mía, el brócoli encurtido directo al lavavajillas''. Sí, sí, estáis leyendo bien, brócoli encurtido en el lavavajillas.

Para cocinar en el lavavajillas no es necesario que lo uses solo para esta función, es más, yo aprovecho cuando tengo que poner uno y meto el botecito en un hueco. Se puede cocinar en bolsas al vacío o bien en tarros de cristal. Y utilizo el mismo programa de siempre, para mí no es un gasto extra, puesto que aprovecho los lavados.  No tengáis miedo que si el bote está bien cerrado no entra nada de líquido ni explota el bote (ese era mi miedo)

La idea de añadir el maiz deshidratado llegó unos días después cuando una amiga mía me preguntó si lo había hecho alguna vez y me pareció buena opción probarlo y en caso de que quedase bien, añadirlo al ceviche.

Ha quedado espectacular, vamos a por la receta que es bien sencilla.

Ingredientes para el brócoli encurtido:

1/2 Brócoli
1/2 Vaso de vinagre de vino blanco
1/2 Vaso de agua
2 c/s de Azúcar
1 Guindilla cayena deshidratada
1/2 c/c de Sal

Ingredientes para el maiz deshidratado:

1 Lata de maiz dulce cocido

Ingredientes para el ceviche (2 personas):

1 Dorada
Zumo de 1 limón
Zumo de dos Limas
Unas ramitas de brócoli encurtido
Unos granitos de maiz deshidratado
Un puñado de maiz frito (kikos)
1 Guindilla cayena o Pasta de ají al gusto
1/2 Cebolla morada
Cilantro fresco
Sal

Lavamos el maiz y lo deshidratamos en la deshidratadora a 60º durante 4 horas. Reservamos en un bote o bolsa y ya lo tendremos para ésta y otras recetas.

Para hacer el brócoli encurtido en lavavajillas, cortamos el brócoli en florecitas y las colocamos en un bote de cristal esterilizado junto con la guindilla. Cubrimos con una mezcla del agua, el vinagre, la sal y el azúcar. Cerramos bien y metemos el bote en el lavavajillas, con la tapa hacia arriba, ponemos el programa que usemos habitualmente y cuando acabe, dejamos enfriar boca abajo. Ya tenemos listo el brócoli encurtido.

Limpiamos la dorada, sacando los filetes y vigilando muy bien que no queden espinas. Cuando el pescado es fresco, yo siempre congelo los filetes una vez limpios un mínimo de 72 horas por el anisakis y luego descongelo en el frigorífico en un colador.

Cortamos los filetes en cubitos, de un centímetro aproximadamente, los ponemos en un bol y sazonamos, los regamos con el zumo de lima y el zumo de limón y añadimos la guindilla cortada o la pasta de ají, dejamos unos minutos que se ''cocine'' con los cítricos.

Mientras se ''cocina'' cortamos en juliana la cebolla morada y picamos muy bien el cilantro.

Ahora ya toca emplatar. Para ello colocamos en el fondo del plato la cebolla, un poco de maiz deshidratado, maiz frito, unas ramitas del brócoli encurtido y la dorada con un poco del jugo en el que se ha ''cocinado'', espolvoreamos el cilantro al gusto, mezclamos y ya está listo para comer.

La verdad es que en casa nos encanta el ceviche y el toque del brócoli encurtido le da un sabor y textura crujiente extra que nos ha encantado.


domingo, 31 de marzo de 2019

Natillas de chocolate. Reto Asaltablogs

Ya estamos a último domingo de mes y como cada mes hoy toca receta del Reto Asaltablogs, ese maravilloso reto que organiza mi querida Marga, del blog Azafranes y Canelas, donde cada mes, asaltamos y robamos sin piedad recetas a un blog elegido por sorteo, pincha aquí si quieres saber más del reto o apuntarte.

Este mes el blog a asaltar ha sido In my little Kitchen, un blog muy  especial, ya que aunque no conozco a María en persona, le tengo muchísimo cariño y es una gran amiga. Mi primera idea fue repetir sus Galletas Napolitanas con canela, que hace algo más de un mes le robé en secreto, pero como no tengo horno... era receta imposible. Y en cuanto vi sus Natillas de chocolate...ya no había marcha atrás, postre ideal, sencillo y delicioso y Hugo encantado, que las devoró hasta la última cucharada, a excepción de dos buenas raciones que le di a una amiga. Casi no me tiempo de hacer foto, por que desaparecieron sin darme cuenta.


Vamos a por la receta que es bien sencilla. Ella utiliza edulcorante, pero como yo en casa no suelo usarlo...las hice con azúcar.

Ingredientes:
3 Huevos
40 gr. de Maicena
1 l. de Leche entera
30 gr. de Chocolate desgrasado
80 gr. de Azúcar

Ponemos todos los ingredientes en un bol y mezclamos muy bien con las barillas, hasta que estén completamente integrados.


Llevamos al fuego sin dejar de mover y cuando dé el primer hervor retiramos del fuego.


Servimos en cuencos o vasitos, dejamos atemperar y guardamos tapadas en frío.

Una vez frías  están listas para comer.

Es un postre buenísimo y muy sencillo de hacer.

Mil gracias María por dejarme entrar en tu maravillosa cocina

sábado, 23 de marzo de 2019

Bizcocho de claras en olla lenta

Como actualemte no tengo horno y no puedo vivir sin hacer bizcochos caseros (y mi principito tampoco) me estoy aficionando a hacerlos en olla lenta, y hoy traigo uno buenísimo que he preparado con unas claras que me sobraron y no pensaba tirar.


Es muy sencillo de preparar, aunque es un poco lento por que hay que montar claras  y luego montar la nata, a lo que hay que añadir las 2,5 horas de cocción en la olla lenta, pero os aseguro que el resultado merece la pena.

Vamos a por la receta.

Ingredientes:

6 Claras
200 ml. de Nata para montar
250 gr. de Harina de trigo
200 gr. de Azúcar
Gasificante (1 sobre blanco y 1 sobre morado)
Una pizca de sal
1 c/c de Esencia de vainilla
1 c/s de Zumo de limón

Forramos la olla con papel de hornear, la encendemos y precalentamos en alta.

Mezclamos la harina con el gasificante y reservamos.

En un bol comenzamos a montar las claras, cuando empiecen a espumear, añadimos la pizca de sal y seguimos montando.

Una vez empiecen a montarse, vamos añadiendo poco a poco la mitad del azúcar (100gr), la esencia de vainilla y el zumo de limón, seguimos montando, hasta que se formen picos.

Vamos añadiendo la mezcla de harina y gasificante poco a poco, con la varillas, veremos que va perdiendo el aire un poco. Una vez integrada la harina reservamos.


En un recipiente frío comenzamos a montar la nata, que también tiene que estar muy fría, y le vamos añadiendo poco a poco el resto de azúcar (100 gr) sin dejar de montar.

Una vez montada la nata, la vamos añadiendo poco a poco y con movimientos envolventes a la mezcla anterior.


Pasamos la mezcla a la olla, espolvoreamos un poco de azúcar y cocinamos en alta 2.5 horas. A las 2 horas comprobamos con un palillo si ya está listo el bizcocho, pues cada olla es un mundo.


Retiramos el bizcocho de la olla y dejamos enfriar sobre una rejilla. Es muy importante no dejar el bizcocho dentro, puesto que si no...seguiría cocinándose y quedaría muy duro.

Ya tenemos listo nuestro bizcocho. La verdad es que a mí los bizcochos preparados en olla lenta me encantan, los veo más ligeros que cuando lo hago en el horno.


lunes, 18 de marzo de 2019

Muslos de pavo asados de Dani García. Versión en olla lenta)

Soy muy fan de Dani García desde hace tiempo, y más desde que hace unos años comí en Bibo Marbella y disfruté como nunca, presentación, sabores, texturas, el local, el servicio, la compañía...todo el conjunto hizo que fuese mágico.

Y cuando me enteré de que iba a hacer el programa de cocina en la tele ''Hacer de comer'', dije: tengo que verlo sí o sí, pero mi antena no me dejó verlo hasta el pasado jueves, en el que cocinó unos deliciosos Muslos de pavo asados con boniatos. Nada más verlos supe que iba a hacerlos, él, junto con Antonio los prepararon en el horno y como yo no tengo horno ahora, los hice en mi olla lenta, quedaron super jugosos y con un sabor espectacular. Lo único que no le puse fue romero, porque no tenía, pero la próxima vez que los haga, no tardando mucho, se lo pondré.

La verdad es que el formato del programa me gusta muchísimo y tanto Dani cómo Antonio son dos cracks en la cocina.


Comimos los tres y con lo que nos sobró hice unos sandwiches brutales que no me dio ni tiempo de hacerles fotos.

Vamos a por la receta, que es muy sencilla.

Ingredientes:

2 Muslos de pavo
El zumo de media naranja
6 Dientes de ajo
6 c/s de Aceite de oliva
1 c/p de Sal
1 c/c de Pimienta blanca
2 Boniatos
La ralladura de una Naranja
10 gr. de Jengibre fresco

Lo primero que hacemos es pelar el jengibre, escaldarlo y rallarlo, lo de rallarlo, es un consejo de dio Dani García en su programa, y sirve para que su sabor no sea tan intenso y no predomine sobre el resto de ingredientes.

Rallamos también dos dientes de ajo, y hacemos una mezcla con el jengibre rallado, el zumo de naranja, el aceite, la sal, la pimienta, la ralladura de naranja y el ajo rallado.


En el fondo de la olla colocamos los boniatos cortados en cuatro trozos cada uno y cuatro dientes de ajo enteros, pintamos un poco los boniatos con la mezcla anterior.


Embadurnamos los muslos con el resto de la mezcla y los colocamos sobre los boniatos. Mi olla es de 3.5 litros, así que tuve que cortar la punta de los muslos para poder meterlos.


Tapamos y cocinamos en alta durante 7 horas.

Ya tenemos listos unos muslos de pavo con un sabor increíble y muy melosos, el boniato queda tierno pero sin llegar a deshacerse, para mí en su punto ideal.

Como ya sabéis cada olla es un mundo, la mía es la Aicok, no es de las más cañeras, pero para mí es maravillosa.

Mil gracias a Dani García por esas recetas maravillosas que comparte, estoy segura de que no será la única que le copie.